Tratamiento de la Fístula Anal

Una molestia fácil de eliminar

¿Qué es una Fístula Anal?

Una fístula anal es un tipo de absceso o infección en el ano (la parte final del tracto digestivo) que se manifiesta como un pequeño bulto o protuberancia en la piel alrededor del ano. En algunos casos, la fístula puede abrirse y formar un canal o conducto que conecta el ano con la piel externa. Esto puede causar dolor, picazón o malestar alrededor del ano, y también puede producirse una secreción de pus o sangre.

Existen muchas causas posibles de una fístula anal, algunas de las cuales incluyen:

  • Inflamación o daño del tejido en el ano: Esto puede ser causado por el uso excesivo de papel higiénico o por el uso de objetos duros o puntiagudos para limpiar el ano después de ir al baño. También puede ser causado por una enfermedad o afección que afecte el ano, como la enfermedad de Crohn o el síndrome del intestino irritable.
  • Enfermedades inflamatorias intestinales: Estas incluyen afecciones como la enfermedad de Crohn y la colitis ulcerosa, que pueden causar inflamación y daño en el intestino y el ano.
  • Infecciones: Las infecciones, como las infecciones bacterianas o las infecciones por hongos, pueden causar la formación de abscesos o fístulas en el ano.
¿Cuales son los síntomas de la Fístula Anal?

Los síntomas de una fístula anal pueden incluir:

  • Un bulto o protuberancia alrededor del ano
  • Dolor o molestias alrededor del ano
  • Picazón alrededor del ano
  • Secreción de pus o sangre

El diagnóstico de una fístula anal suele incluir una revisión física y una serie de pruebas, como una radiografía o una tomografía computarizada para ver el interior del cuerpo. El médico también puede realizar una prueba de estudio de la físula, que implica insertar un tubo pequeño y flexible en el conducto de la fístula para verificar su tamaño y ubicación.

Es importante que consultes a un médico si sospechas que tienes una fístula anal, ya que esta afección puede requerir tratamiento médico para evitar complicaciones. El tratamiento puede incluir medicamentos para controlar la inflamación o la infección, o cirugía para extirpar la fístula y cerrar el conducto.

Tratamiento de la Fístula Anal

El tratamiento de una fístula anal suele incluir medicamentos para controlar la inflamación o la infección, o cirugía para extirpar la fístula y cerrar el conducto. En algunos casos, se puede utilizar una técnica llamada método con láser de CO2 para tratar la fístula anal.

El método con láser de CO2 es un tipo de cirugía mínimamente invasiva que utiliza un láser para eliminar el tejido dañado y cerrar el conducto de la fístula. La cirugía con láser de CO2 se realiza con anestesia local y suele durar de 30 a 60 minutos. Después de la cirugía, se coloca una pequeña sonda en el ano para drenar el exceso de líquido y promover la curación.

Después de la cirugía con láser de CO2, el paciente tendrá un período de convalecencia de unos pocos días. Es posible que tenga que tomar medicamentos para controlar el dolor y prevenir infecciones durante este tiempo. También es posible que tenga que cambiar sus hábitos alimentarios durante unos días para permitir que su cuerpo se recupere de la cirugía.

Una vez que el paciente se haya recuperado por completo, es probable que pueda volver a su vida normal. Es importante seguir las instrucciones del médico sobre cómo cuidar de su ano después de la cirugía para promover una curación adecuada y prevenir complicaciones. Esto puede incluir usar cremas o lociones especiales para mantener la zona limpia y húmeda, evitar el uso de papel higiénico duro o irritante, y evitar el uso de objetos duros o puntiagudos para limpiar el ano después de ir al baño.

En general, la cirugía con láser de CO2 para tratar una fístula anal es efectiva en la mayoría de los casos y puede ayudar a aliviar los síntomas y promover la curación. Sin embargo, es posible que ocurran complicaciones, como infecciones o la formación de nuevas fístulas. Si tiene preguntas o inquietudes sobre el tratamiento de una fístula anal, debe hablar con su médico para obtener más información y recibir el tratamiento adecuado.

José María Gallardo Valverde
Dr. José María Gallardo Valverde Proctólogo Especialista de primer nivel, experto en Coloproctología. Ha dedicado su carrera profesional a tratar diversas enfermedades de colon, recto y ano y entre sus especialidades destaca el tratamiento del cáncer de colon, colitis ulcerosa, enfermedad de Crohn, fístula anal, intestino irritable y hemorroides.
¿Te llamamos?

recibir llamada
* Aviso: los resultados no están garantizados, pueden no ser permanentes, y pueden varias según paciente. Algunas imágenes utilizadas en este sitio web son modelos.
Siguenos en:
Especialistas
Contacto